0

El segundo día de la Asamblea de IAJU ha sido una jornada de trabajo sin las formalidades de una ceremonia inaugural con autoridades de Estado. El día ha comenzado con una oración inspirada en las palabras de Pedro Arrupe: “Nuestra meta y objetivo educativo es formar hombres y mujeres que no vivan para sí, sino para Dios y para su Cristo; para Aquel que por nosotros murió y resucitó; hombres y mujeres para los demás”. El padre General Arturo Sosa ha sido quien ha impartido la bendición a toda la asamblea para dar comienzo a la jornada.

Hoy ha habido dos conferencias principales: el escritor indio Pankaj Mishra ha abogado por abandonar la moderna fe en el imperativo de expansión, crecimiento, cálculo instrumental y la propiedad, y por construir una nueva Ilustración que coloque a las personas en el centro. En la segunda, el economista Gaël Giraud SJ ha ofrecido un repaso al estado del mundo en relación a problemas como la desigualdad, el calentamiento global, la destrucción de recursos y biodiversidad, y la educación.

Se han celebrado también dos sesiones de conversaciones en grupo para trabajar en los retos descritos ayer (liderazgo en las universidades, educación para los marginados, justicia medioambiental y económica, diálogo interreligioso, paz y reconciliación, y liderazgo político). Los participantes han compartido sus mejores prácticas y han aprendido lo que otras universidades están haciendo para promover estas prioridades. Tendremos que esperar hasta la sesión plenaria del jueves para conocer los resultados de estos diálogos.

Al atardecer, hemos reposado todos nuestros esfuerzos en las manos del Señor, en una Misa Solemne en la Catedral de Bilbao. La Eucaristía ha sido presidida por el obispo Mario Iceta, junto al Padre General Arturo Sosa SJ y el provincial de España, Antonio España SJ. El obispo Iceta, en su homilía, ha descrito a la universidad como una comunidad que intenta escrutar y profundizar en la verdad del ser humano, del universo y de Dios. También ha advertido de que “hablar de verdad puede parecer extraño en el contexto cultural actual”, en el que ha emergido con fuerza el concepto de “posverdad”. Un concepto “que pone en crisis la razón genuina y fundante de ser de la universidad”. Tras la Misa, se ha ofrecido un coctel a los participantes en el precioso claustro gótico de la catedral.

Ahora es momento de descansar para los miembros de la Asamblea de IAJU. El día de mañana, miércoles, con el Padre General en el Santuario de Loyola constituyendo oficialmente la red internacional de universidades jesuitas tiene todos los ingredientes para perdurar en sus memorias.

Más información y material audiovisual en la web de la Asamblea: http://iaju.deusto.es/

image1 (7)

Leave a Comment