0

No es posible resumir en un post toda la actividad educativa, investigadora y de transferencia de conocimiento a la sociedad que las universidades y centros de UNIJES realizan durante un curso completo. Solo podemos aspirar a recoger algunos ejemplos que nos ayuden a comprender el amplio servicio que, desde el ámbito universitario, estas instituciones académicas aportan a la sociedad.
La oferta educativa de las universidades y centros de UNIJES es amplísima y está en constante desarrollo: surgen nuevos grados —y dobles grados—, estudios de posgrado, másteres de casi todas las disciplinas, títulos propios, formación para directivos, iniciativas para emprendedores, etc. La sociedad está respondiendo a ese empeño depositando su confianza en nuestros centros en los que estudian cada año más de cuarenta mil alumnos y participantes en los distintos programas de formación. Una oferta formativa de calidad, que diferentes agencias y entidades están acreditando, con destacadas posiciones en los diversos rankings del sector. Según uno de los últimos dados a conocer, el Ranking CYD 2019, Comillas, Deusto y la Ramon Llull –que integra a ESADE, IQS y HTSI- están entre las mejores universidades de España. Por su singularidad, cabe citar también que el MBA de ESADE se sitúa como el número 1 para mujeres profesionales en Europa, según el ranking de Financial Times.

Este curso pasado la Facultad de Teología de Granada, institución universitaria de la Compañía de Jesús  para la enseñanza de la teología, ha comenzado el proceso de integración en la Universidad Loyola Andalucía. Por otra parte, se ha ultimado el proceso de integración en Comillas de INEA, la Escuela de Ingeniería Agrícola de Valladolid, destacando la oferta de tres másteres semipresenciales que se suma a la oferta conjunta de grados iniciada el curso pasado. Otras propuestas incluyen perspectivas innovadoras, sin equivalentes en nuestro país, como el postgrado pionero de la Universidad de Deusto, orientado a la humanización y al acompañamiento espiritual en los ámbitos social y sanitario.
Por otro lado, cabe destacar entre los proyectos estratégicos de UNIJES, el arranque de las actividades del Observatorio de la Educación Superior, con un workshop en Barcelona sobre tendencias y retos en la Educación Superior, así como el inicio del proyecto para crear un cuerpo universitario a modo de “Panel de expertos en innovación educativa y pedagogía ignaciana”, con un curso sobre “Claves prácticas” realizado en Bilbao a mediados de julio. Como cada año, se han realizado diversos encuentros inter-universitarios en Loyola y Salamanca, para reforzar la identidad y misión, y se ha iniciado un primer curso para directivos, en clave de co-creación, para desarrollar más y mejor “el modo de proceder” en nuestros centros.
Las universidades jesuitas españolas han organizado a lo largo del curso numerosos congresos y encuentros académicos de máximo nivel, que han traído a nuestro país a expertos mundiales de diferentes campos. Destacaremos el Simposio Internacional de Psicología y Ejercicios Espirituales que, organizado por la Universidad Pontificia Comillas, se celebró en junio en el CEL de Loyola, con la participación de 200 expertos de 35 países. En el plano internacional, merece especial atención el encuentro anual de la Kircher Network, la asociación de instituciones universitarias jesuitas de Europa y Líbano, con destacado papel de los centros de UNIJES. Se abordaron en este evento las preferencias apostólicas universales de la Compañía de Jesús y los proyectos en marcha de la International Association of Jesuit Universities,  así como el proyecto Higher Education for Social Transformation.
Este año también se han puesto en marcha numerosas iniciativas para contribuir al desarrollo económico, social y cultural de nuestras sociedades. Es el caso, por ejemplo, del IQS Innovators Hub, inaugurado en mayo en Barcelona: una plataforma que unirá a la gran empresa con startups de base científico-técnica para acelerar el emprendimiento corporativo e impulsar la innovación en la industria; o la presentación en Deusto en noviembre de la «Declaración de Derechos Humanos en entornos digitales», para advertir de la necesidad y urgencia en la defensa de la dignidad e integridad de la persona en el contexto de la revolución tecnológica. Otro ejemplo de compromiso con el desarrollo y la cooperación son los tres proyectos de investigación que la Fundación ETEA–Instituto de Desarrollo de la U. Loyola Andalucía ha puesto en marcha en la República Dominicana, Honduras y Guatemala, con el respaldo de los fondos de la cooperación andaluza (AACID). La Loyola, hay que citarlo también, está ultimando su moderno campus tecnológico, sostenible y accesible junto a Sevilla, en Dos Hermanas.
Cabe recordar especialmente que este curso UNIJES promovió dos campañas de apoyo y solidaridad con las universidades jesuitas UCA de Nicaragua (noviembre) y UCAB de Venezuela (mayo), y sus respectivas poblaciones, aprovechando la visita de sus autoridades académicas a España. Se llevaron a cabo diversos encuentros y actos en Madrid, Barcelona, Sevilla y Bilbao, con notable presencia pública y mediática, en los que se denunció la trágica situación de ambos países, la vulneración de derechos y la necesidad de una respuesta universitaria en pro de la libertad, la justicia y la democracia. Las universidades y centros de UNIJES mostraron su activo compromiso publicando sendos manifiestos de solidaridad.
Un acto destacado fue, en noviembre, el nombramiento como doctores honoris causa por la Universidad Pontificia Comillas de Miguel Herrero y Rodríguez de Miñón, Miquel Roca y Junyent, y José Pedro Pérez-Llorca, los tres juristas considerados padres de la Constitución, en un acto que se convirtió también en un homenaje, en su 40º aniversario, a la propia Constitución Española de 1978.
Estos han sido algunos de los hitos más destacados de un curso que supone también un final de ciclo. El P. Provincial ha nombrado recientemente a Carlos Losada Marrodán como nuevo delegado del sector de Educación Universitaria y presidente de UNIJES. Sustituirá a Jaime Oraá SJ, que ejercía el cargo desde el inicio del sector UNIJES como tal (2012). De Jaime, Antonio España destacó en Salamanca, en un acto de despedida con la Junta y el Consejo de UNIJES, “su liderazgo compartido y corresponsable, siempre con prudencia y suave determinación, entendiendo y aplicando el a tiempos, lugares y personas, animando a todos y buscando avanzar en el desafío de no sólo hacerse sector, sino de serlo”.

Carlos Losada ha desempeñado diversos puestos de dirección, tanto en el sector privado como en el público, y también en el sector no lucrativo. Su experiencia académica la ha desarrollado principalmente en ESADE, institución de la que fue director general. El 1 de septiembre se abrirá, por tanto, un nuevo tiempo en UNIJES.
curso 2018 2019 unijes

Leave a Comment